16 de julio de 2018

EL CONGRESO PIDIÓ AL GOBIERNO PARALIZAR EL PROYECTO DE MINA DE URANIO DE BERKELEY MINERA ESPAÑA, S.L.

Berkeley Energía comenzará a cotizar en la Bolsa española este miércoles
 
 
La compañía minera australiana Berkeley Energía, que impulsa un proyecto para explotar una mina de uranio en Retortillo (Salamanca) y que tuvo que retrasar su salida a Bolsa en España, comenzará a cotizar este miércoles en el mercado continuo.
 
La empresa australiana inició en 2011 los trámites administrativos para el desarrollo y la explotación de los yacimientos de uranio en la provincia de Salamanca, donde consideraba que existía un potencial de 7.700 toneladas de óxido de uranio y tras comprar los activos de uranio que disponía Enusa en los pueblos salmantinos de La Alameda de Gardón y Saelices El Chico.

La mina de cielo abierta más grande de Europa, en Salamanca

La compañía prevé poner en marcha un proyecto para la extracción de uranio en Retortillo, donde contempla invertir 250 millones de euros; crear 450 puestos de trabajo directos y 2.000 indirectos; y comenzar la producción en 2019.
 
Sin embargo, el proyecto cuenta con el rechazo de ecologistas y asociaciones, mientras que la Comisión Europea abrió en 2017 una investigación a España sobre lo que se considera la mina a cielo abierto más grande de Europa.
 
La última medida la ha adoptado el congreso en junio, cuando ha aprobado por unanimidad pedir al Gobierno que paralice este proyecto, tras aprobar un informe relativo a las actividades del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) que incluye numerosas resoluciones en materia de energía nuclear y, entre ellas, varias relacionadas con el futuro de esta instalación minera.
 
Solicita también al Ejecutivo que se garantice el mantenimiento de los indicadores ambientales y sanitarios de la zona y ha pedido al Consejo de Seguridad Nuclear que envíe, antes de que acabe el mes de julio, un informe detallado del estado actual de la evaluación de la solicitud de la autorización de construcción de la mina.
 
 
No se tiene conocimiento, ni consta, de que el CSN haya enviado a día de hoy el informe solicitado por el Congreso de los Diputados.

13 de julio de 2018

LAS AMENAZAS IMPLACABLES DE BERKELEY MINERA CONTRA NUESTRA TIERRA

AMENAZAS IMPLACABLES CONTRA NUESTRAS PROPIEDADES
 
El Proyecto minero radiactivo de uranio, nos parece completamente inviable. 
 
Que ningún propietario ni Ayuntamiento permitan a Berkeley Minera España, S.L. entrar en sus propiedades.
 
Berkeley sigue sin poder extraer uranio y basándose en la de minas de julio de 1973 (hace más de 43 años) pretende seguir investigando y perforando todos los pueblos del centro-oeste de la provincia de Salamanca.

Desde el año 2005 Berkeley Minera no deja de molestarnos y agredir a las propiedades privadas y al medio ambiente.

12 de julio de 2018

RUTA CICLISTA DEL 14 AL 28 DE JULIO. ESTARÁ TAMBIEN EN RETORTILLO Y BALNEARIO, PERO NO LA PATROCINA BERKELEY MINERA.

ERCOMARCHA - 2018
 
PUEBLOS CON VIDA Y ¡NO! CON MINA
 
¡NO! A LA MINA - ¡SÍ! A LA VIDA
 
La ruta ciclista comienza con el lema ‘Sí a la vida, no a la mina’
 
De Madrid a Ciudad Rodrigo contra la minería especulativa
 
Comienza la octava edición de la Ecomarcha, la ruta ciclista de Ecologistas en Acción, que durante dos semanas recorrerá más de 500 kilómetros con el objetivo de pasar unas vacaciones diferentes y reivindicar luchas territoriales.
 
Este año, con el lema ‘Sí a la vida, no a la mina’, el recorrido se inicia en Madrid y finaliza en Ciudad Rodrigo (Salamanca) para apoyar a las personas y colectivos que se enfrentan a proyectos mineros.
 
La salida en Madrid se hará coincidir con las reivindicaciones locales por un aire limpio y por un río Manzanares que fluya libre.

Un verano más Ecologistas en Acción pone a punto sus bicicletas y echa a rodar la Ecomarcha, una ruta ciclista a la que ya se han inscrito un centenar de personas. Del 14 al 28 de julio, esta propuesta de ocio y activismo se propone recorrer diferentes lugares del territorio español, con los objetivos de conocer luchas ecologistas y sociales locales, así como de compartir experiencias y promover otra forma de turismo.
 
 
Este año partiremos del corazón de la bestia, de Madrid, la mayor aglomeración urbana del Estado y por ello mayor consumidora de recursos y generadora de residuos y contaminación. Este será uno de los grandes contrastes de la ruta que tras salir de esta gran urbe circulará por comarcas amenazadas por un grave problema, la despoblación que es muy común a múltiples zonas rurales sobre todo del interior de la Península, así que la marcha nos servirá para ir observando las consecuencias ecológicas y sociales de esta mala distribución demográfica.
 


Ecomarcha-2017
Empezaremos dándonos una vuelta por el sureste de Madrid, el rincón más degradado de la Comunidad donde se asientan muchos de los grandes vertederos de residuos de la misma y numerosas minas a cielo abierto. Así podremos hacernos una idea real de cuál es el gris futuro que le espera a esas comarcas amenazadas por proyectos de minería, si llegaran a realizarse. También en el sureste veremos la otra cara de moneda, proyectos muy valiosos como Garaldea dentro del valle del Tajuña, espacio con interesantes características ambientales, que pide ser protegido, y cuna de varios proyectos agroecológicos que dan de comer a la capital.
 
Volveremos a rodear la capital para encaminarnos a la sierra del Guadarrama, una joya natural que comparten Madrid y Segovia y que pese a su masificación y su explotación urbanística sigue manteniendo importantes valores que han merecido la declaración de Parque Nacional. Sin embargo denunciaremos como en el modelo de gestión del Parque prevalecen más los intereses comerciales y recreativos que los de conservación.
 
Entraremos en Castilla y León por Segovia donde reivindicaremos el tren regional ante las prisas y la destrucción del AVE y volveremos a pedir que nos dejen subir las bicis en el tren. De Segovia iremos a Ávila, provincia en la que existen tres proyectos de minas de feldespato ante los que se han organizado sus gentes que nos recibirán en las sierras de Yemas y de Ávila y en el valle del Corneja.
 
Seguiremos nuestro recorrido por la, esperamos fresca, cara norte del sistema central por la provincia de Salamanca donde nos contarán sus problemáticas con las macrogranjas y como se puede convivir con el  lobo. También nos vendrán a visitar las voces reivindicativas de otras provincias vecinas afectadas por proyectos de minería, en este caso del litio, como son Cáceres y Zamora. Así llegaremos a Retortillo con sus aguas termales  a orillas del bello río Yeltes donde también llevan años luchando contra otro proyecto minero, en este caso más grave si cabe por el riesgo nuclear que supone el uranio.
 
Terminaremos estas dos semanas de pedaleo tranquilo, gustoso y reivindicativo en Ciudad Rodrigo donde podremos darnos un chapuzón en el río Águeda y celebrar el fin de la Ecomarcha 2018 cantando bien alto: “pueblos con vida y no con minas” y “no a la mina, sí a la vida”.
 
Últimas etapas
 
Jueves 26 de julio 2018: Guijuelo-Tamames (45 km)
 Horario Actividades:
 9:00 Salida de Guijuelo
11:00 Parada en Linares de Riofrío (km 24): taller sobre el lobo
13:30 Llegada a Tamames
18:00 Asamblea interna
19:30 Charla sobre el proyecto de mina de uranio en Retortillo
Dormimos: polideportivo municipal Martín Fiz; carretera de Salamanca
Cómo llegar o volver de Tamames:
            * en bus: 2 al día desde Salamanca (autocares J. Cristeto)
 
Viernes 27 de julio 2018: Tamames-Villares de Yeltes (45 km)
 Horario Actividades:
 9:00 Salida de Tamames
11:00 Parada técnica en la Fuente de San Esteban (km 22)
12:30 Visita a la zona amenazada por la mina de Retortillo (km 31)
14:00 Comida en la zona del río Yeltes en Retortillo
18:00 salida hacia Villares
18:30 Visita a la vía de tren abandonada y explicación del proyecto de vía verde
19:30 Llegada a Villares de Yeltes (km 41)
21:00 Cena popular por la asociación ASDECOBA
Dormimos: Antiguas escuelas; carretera de Boada
 Cómo llegar o volver de Villares de Yeltes:
            * en bus: a Boada (11 km) desde Salamanca (1 al día los días de diario)
a Fuente de San Esteban (16 km) desde Salamanca (cada hora) (El Pilar)

Sábado 28 de julio 2018: Villares de Yeltes-Ciudad Rodrigo (45 km)
9:00 Salida de Villares
10:00 Paso por Boada (km 11)
10:30 Paso por Martín de Yeltes (km 16)
13:00 Llegada a Ciudad Rodrigo
19:00 Asamblea
22:00 Fiesta fin de Ecomarcha
Dormimos: Polideportivo Municipal Ciudad Rodrigo; c/Góngora s.n.

 Cómo volver desde Ciudad Rodrigo:
Para facilitar el regreso alquilaremos un autobús que volverá a Madrid con parada en Ávila. La salida de Ciudad Rodrigo se realizará en torno a las 12:00 y la llegada a Ávila y Madrid en función del tráfico, estimándose el trayecto en 2 horas a Ávila y 3 a Madrid.
Si decides volver por tu cuenta tienes las siguientes posibilidades:
* en tren: el Tren Hotel Lusitania pasa a las 3:59 por Ciudad Rodrigo con destino  Madrid (un ramal) e Irún (el otro)
* en bus: a Salamanca cada hora (Ouibus)

10 de julio de 2018

"UN CHISTE DE MAL GUSTO" BERKELEY PATROCINA LA VUELTA CICLISTA A SALAMANCA.

Berkeley patrocina la Vuelta Ciclista a Salamanca: “un chiste de mal gusto”

 
 
Ganemos Salamanca denuncia que el Ayuntamiento apoya el “el lavado de cara de la empresa Berkeley Minera”, responsable del proyecto de mina de uranio a cielo abierto en la provincia charra (en Villavieja de Yeltes y Retortillo, concretamente), al copatrocinar la hasta ahora llamada Vuelta Ciclista a Salamanca. La minera, que se ha convertido en el patrocinador oficial, ha dado incluso nombre al evento, cuya denominación exacta es ‘Gran Premio Berkeley Minera España, 47 Vuelta Ciclista Salamanca Élite y Sub 23’.
El evento deportivo, que pasa a denominarse Gran Premio Berkeley Minera España, contará con 3.000 euros de apoyo económico municipal
En el último Pleno municipal (6 de julio), en respuesta a una pregunta de Ganemos Salamanca, el concejal de Deportes, Enrique Sánchez-Guijo, confirmó que el Ayuntamiento colaborará con 3.000 euros y que el logotipo del Consistorio compartirá espacio con el de la empresa minera en la cartelería del evento.
Ganemos solicitará que la Diputación Provincial vuelva a organizar y colaborar con la prueba ciclista, impidiendo así el patrocinio de empresas ‘pirata’ como Berkeley

Ganemos pide que la Diputación sea quien apoye ‘la vuelta’

Ganemos Salamanca apoya decididamente la celebración de la Vuelta Ciclista a Salamanca, y solicitará a las instituciones públicas, en concreto a la Diputación, que renueve “su compromiso con el evento, el ciclismo y la provincia, evitando en el futuro que empresas ‘piratas’ como Berkeley puedan aprovecharse”. En este sentido, Ganemos insiste en que “hay que recordar la responsabilidad de la Diputación, pues la ‘la vuelta’ tuvo que abandonarse por la falta de apoyo de la corporación provincial en 2012”.
El Pleno mostró su rechazo al proyecto de mina de uranio en 2017 y, por ello, resulta “contradictorio” que el Ayuntamiento colabore en este “lavado de cara” de la empresa.
El Ayuntamiento colabora con 3.000€
 
Asimismo, Ganemos muestra su rechazo al hecho de que dicho acontecimiento deportivo esté patrocinado por Berkeley y cuente, además, con apoyo del Ayuntamiento. Para la agrupación de electores es “un chiste de mal gusto” que una etapa recorra la zona afectada por los trabajos de Berkeley y termine en Retortillo. Esta vuelta ciclista, “¿pasará por la gran zona de encinas arrasadas y la balsa construida?”, se pregunta Ganemos.

El Pleno municipal rechazó en 2017 la mina de uranio

Resulta especialmente contradictorio que el Ayuntamiento permita esta acción promocional de Berkeley en la capital y la provincia, especialmente porque el Pleno municipal aprobó, el pasado 9 de junio de 2017, una moción de rechazo al proyecto de mina de uranio (propuesta presentada por de los grupos Ganemos y PSOE).
 
“La empresa Berkeley no sólo fue rechazada en el Pleno, sino que tampoco cuenta con el apoyo de generalizado de la población de la zona” debido a “los riesgos que supone para la salud y para el entorno” la puesta en marcha de una mina de uranio de estas características, tal y como explica la portavoz de Ganemos Salamanca, Virginia Carrera.

La mina a cielo abierto arruinará la zona

A juicio de Ganemos Salamanca, Berkeley está utilizando su dinero para “subvencionar y patrocinar acontecimientos tan populares como los de carácter deportivo, en su afán de ocultar las consecuencias de su explotación minera, que va a arruinar esa zona, en la que no podrán desarrollarse tareas tradicionales como la ganadería extensiva, la apicultura o la chacinería, todas ellas dependientes de un territorio ambientalmente sostenible”, asevera la concejala de Ganemos Pilar Moreno. Para la agrupación granate, “no tiene sentido” que el Ayuntamiento, que ya mostró su rechazo a la apertura de esta mina, “apoye ahora a Berkeley permitiéndole promocionarse de este modo”.
 

BERKELEY MINERA "URANIO Y CICLISMO, UN CÓCTEL VENENOSO EN SALAMANCA"

Uranio y ciclismo,
un cóctel venenoso en Salamanca
 
Ya hace tiempo que la mayoría de los grandes eventos del deporte (carreras de coches, de motos, vueltas ciclistas…) prescindieron del tabaco y del alcohol como primera fuente de ingresos. No parecía lógico que unas actividades que se denominan deportivas y se promueven con el marchamo de “saludables” aparecieran financiadas por productos nocivos o poco recomendables para la salud.
 

 Cierto es que no siempre se avanza en el sentido que se desea. Cuando se pelea por una causa justa, al principio, normalmente la balanza se inclina hacia quienes ostentan el poder y los recursos (léase el dinero), no hacia los que, asistidos por la razón, solo cuentan con el sueño de hacer mejor el mundo y la convicción de que están defendiendo lo justo. La lucha contra la mina de uranio a cielo abierto –la única en Europa de estas características­– que Berkerley Minera España pretende abrir en tierras salmantinas se plantea en este contexto: frente a los infinitos recursos que manejan los poderosos está la volunta de la gente de no permitirla. Y no hay más. Pero esto no significa que vaya a ganar el más fuerte (Berkeley) sino que la manifiesta injusticia solo servirá para alargar la lucha.
 
Es en esta pelea en la que hoy está inmersa Salamanca… Una provincia que pierde población cada día, que muere agostada y de inanición, que respira los aires más rancios y antiguos de esa Vieja Castilla que todavía se cree el crisol del Imperio, pero a la que el canto de la chicharra lleva adormilándola siglos. Es en este marco en el que una empresa minera, Berkeley, despliega su látigo y, como el capataz ante la cuerda de esclavos, hace restallar aquí y allá…
 
 

Cuesta entender que los salmantinos atiendan con tanta aquiescencia los cantos de sirena que les ofrece Berkeley, que hagan caso de sus falsas promesas; que se dejen arrastrar por el brillo del oropel, prefiriendo el discurso falso a la simple verdad.
 
De acuerdo, a los humanos nos seduce, antes que cualquier otra cosa, lo inmediato, lo tangible; por ejemplo, eso que llaman “un empleo”. La pulsión emocional más primitiva nos conforta, aunque solo sea un instante, mucho más que la reflexión y el cultivo de ideas que prometen un futuro más justo. Morimos por ese placer instantáneo que proporciona el aplauso, el regalo, tener cosas. Aunque esas “cosas” sean nocivas para nuestra salud.
 
Berkeley lo sabe bien. Ofrece, a cambio de destruir esta tierra, trabajo (dinero contante y sonante) aunque nunca habla de los centenares de empleos que destruye; ofrece entrevistas de autobombo en los medios de comunicación que se escribe la empresa misma y, sobre todo, ofrece un futuro “maravilloso” y feliz a los salmantinos en el que después de que se vaya la empresa, asegura –en unos diez años a partir del día en que empiecen a extraer el uranio–, la tierra que han calcinado florecerá como un selva tropical, donde los árboles que van a plantar, dicen, serán más frondosos que las encinas centenarias que ya han arrancado y seguirán arrancando por miles.
 
Esto curre estos días en Salamanca y su provincia. La gente vive entregada a una sinrazón. ¿Por qué? Quizá porque los salmantinos creen todavía que la vida les sonríe; están convencidos de que les va relativamente bien y no necesitan nada más. O tal vez sea porque esa vida muelle que practican les haya llevado a pensar que ¿para qué molestarse en luchar, si todo va a seguir como estaba?, frustrando con ello cualquier esperanza de cambio, a la vez que desean, solamente, “pasar lo mejor posible” el resto de sus días.
 
 

 Pero se equivocan. Porque mientras agoniza este rincón de España, dejado de la mano de todos, la empresa minera, cancerígena y tóxica, elabora, casi a diario, cócteles nuevos de veneno, trampas publicitarias y artilugios para la coacción y el soborno... Todo ello encaminado a destruir poco a poco las dehesas y tierras del oeste de Salamanca, a minar la salud de sus habitantes… y, en última instancia, a dejarles sin medios de vida. Berkeley Minera ha llegado a estos pagos engañando, con el único fin de especular.
 
Vende humo, compra voluntades, miente descaradamente en los periódicos, promete empleos, como digo, pero nunca habla de los que destruye, arranca encinas (ya van en torno a 2.000), calcina bosques al activar con su acción componentes radioactivos, envenenará ríos protegidos por la ley, desvía sin permiso carreteras, tienta a los poderosos, narcotiza con su dinero a la Universidad y la convierte en un muñeco a su servicio, anulando su capacidad de crítica… La última fechoría que se le ha ocurrido ha sido patrocinar la vuelta ciclista a Salamanca.

 Berkeley Minera España es el huevo de la serpiente. Y cuando la serpiente puso el huevo en Londres, en el bar de Notting Hill, en 2005, sólo pensaba en ganar dinero a costa de quien fuese y cómo fuese, empleando la trampa y el engaño como único argumento para subsistir. Y si no que le pregunten a Areva, la empresa estatal francesa del uranio, a la que estafó 2.500 millones de euros. La información está en las actas de los tribunales franceses y en los periódicos, no es un invento. O que le pregunten también al Principado de Asturias, donde el proyecto minero de “otro de los huevos” de esa serpiente generó conflictos y enfrentamientos durante años, además de costarle un buen puñado de millones de euros a este gobierno autonómico.
 
No, no es aceptable (y menos divertido o generador de felicidad y progreso, como nos quieren hacer ver) que Berkeley patrocine una carrera ciclista en Salamanca. Y si sus mentores (ayuntamientos y autoridades) o ciclistas de renombre como Laudelino Cubino, Agustín Tamames, Santiago Blanco, Roberto Heras, Eladio Jiménez o Moisés Dueñas, entre otros, se han subido a este carro porque ignoran de dónde procede o quien es la serpiente a la que aplauden, que se informen. Que lean, por ejemplo, Proyecto Salamanca: la pesadilla del sueño nuclear español, el artículo publicado el pasado 22 de marzo en el periódico El Salto por I.  Martínez y M. Cuneo en el que, tomando como base el informe de 33 páginas que Rosa M. elaboró a lo largo de un año, se da cuenta detallada del origen, actividad y tropelías que cometieron algunos individuos y las empresas que crearon antes de que en España se creara la filial Berkeley Minera, la cual reproduce, según el citado artículo, “las mismas tramas, amaños, sobornos y movimientos especulativos”, que practicaron sus predecesores.

 A los ilustres ciclistas les invito a que cultiven la curiosidad. Ahí podrán enterarse, si leen el artículo, con quiénes se juegan los cuartos; a qué individuos abrazan o les dan la mano, con qué tipo de gente se codean. Mas si no les es suficiente con esto a los Cubino, Tamames, Heras y compañía para sonrojarse y denunciar públicamente la manipulación que Berkeley ejerce sobre la opinión pública salmantina, que se acerquen al lugar de los hechos. Allí, en Retortillo, en Villavieja de Yeltes, en el lugar del crimen (ecológico, se entiende), tendrán ocasión de contemplar el daño causado por Berkeley Minera. Y si aún les quedan sentimientos (lo digo por si ya se los vendieron a Berkeley, que siempre está presto a tirar de chequera) es casi seguro que derramarán unas lágrimas por el daño que se está haciendo a la Naturaleza y a la población del entorno.
 
Que pregunten que pasará con el centenario Balneario de Retortillo cuando empiecen las voladuras y quede enterrado en escombros; que pregunten en Villavieja de Yeltes que será de ese pueblo cuando se abra un agujero de 38,8 hectáreas, con una extensión de 1.020 metros de largo por 556 metros de ancho y más de 600 de profundidad junto al patio de la escuela, que pregunten, también, a los ganaderos qué será de sus reses, de sus árboles, de sus charcas; qué será del río Yeltes, protegido por leyes europeas… Que pregunten a la plataforma Stop Uranio que, junto a otras organizaciones y algunos partidos políticos, viene luchando desde hace una década para evitar el mayor desastre ecológico que la mina de uranio a cielo abierto –la única en Europa, repito– pretende abrir Berkeley.

 Albergamos la esperanza de que si los ciclistas antes citados se informan y aceptan…, aceptan que cabe la posibilidad de que Berkerley no les haya contado toda la verdad, sino solo la suya, “su verdad”, darán marcha a atrás y denunciarán públicamente el atropello que esta empresa está cometiendo con la provincia de Salamanca.
 
 

¿Cómo es posible que una carrera ciclista, cuyo fin principal es promover el deporte y valores como la solidaridad o el esfuerzo, además de promocionar la provincia de Salamanca, se confíe a una empresa cuyo único fin es destruir la naturaleza? Sin duda llamará la atención en el mundo civilizado este comportamiento; y más si lo apoya una ciudad que presume de “Arte y Saber”, aunque se apego al dinero sucio, por lo que se está viendo, no encuentre parangón.

 Mas, como dice el refranero español, y dice bien, a cada cochinillo le llega su San Martín y, más pronto que tarde -si es que Berkeley se sale con la suya-, cuando el oeste salmantino sea ya un desierto envenenado, la hermosa ciudad castellana se arrepentirá de haber dado pábulo y publicidad a una empresa minera que según todos los indicios se comporta como un grupo de ventajistas y trileros, engañando a todo aquel que se les pone por delante.

 Definitivamente, Salamanca, viejita y sin ningún espíritu crítico, se muere, y, si no se muere, ahí se la ve ir hacia atrás… ¡Como los cangrejos!

http://gentepeligrosa.es/2018/07/10/uranio-y-ciclismo-un-coctel-venenoso-en-salamanca/

BERKELEY MINERA AHORA PERFORARÁ EN: BOADA, BUENAMADRE, EL CUBO DE DON SANCHO Y VILLARES DE YELTES.

BERKELEY MINERA QUIERE DARSE UNA "VUELTA" MINERA DE URANIO POR: BOADA, BUENAMADRE, EL CUBO DE DON SANCHO Y VILLARES DE YELTES.
 
Espero y confío en que los alcaldes de los cuatro municipios den la respuesta apropiada con sus alegaciones a Berkeley y a la Junta de Castilla y León.

 


INFORMACIÓN pública relativa al proyecto de investigación y plan de restauración del permiso de investigación denominado «El Vaqueril» n.º 6.751-10 en Salamanca. Expte.: 165/13-10835.

El Servicio Territorial de Economía de la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León en Salamanca, hace saber:
1.º) Que ha sido admitida definitivamente a trámite la solicitud de otorgamiento del permiso de investigación minera que a continuación se cita, con expresión de su número de registro minero, nombre, fecha de la solicitud de autorización de plan de restauración asociado, superficie, sustancia o sustancias que se pretenden investigar, municipios afectados, solicitante y número de expediente:
 
 
6.751-10. «EL VAQUERIL». 27 de junio de 2013. 158 cuadrículas mineras. Uranio, Sección D). Boada, Buenamadre, El Cubo de Don Sancho y Villares de Yeltes de la provincia de Salamanca. MINERA DE RÍO ALAGÓN (actualmente BERKELEY MINERA ESPAÑA, S.L.). Expediente de Minas número 165/13.
 
 
 
 Se someten a información pública el proyecto de investigación y el plan de restauración presentados por el peticionario del citado permiso de investigación, pudiendo, dentro del plazo TREINTA (30) DÍAS contados a partir del día siguiente a aquél en el que se produzca la publicación del presente anuncio en el Boletín Oficial de Castilla y León, las personas y entidades que tengan la condición de interesadas, tomar vista del expediente y presentar por escrito las alegaciones y observaciones que estimen oportunas.
 
g. 27024 Viernes, 6 de julio de 2018.  Boletín Oficial de Castilla y León
 
1. Antecedentes administrativos y Límite del permiso
 

Con fecha 9 de abril de 2013 se procedió a la solicitud de un Permiso de Investigación, denominado "EL VAQUERIL", al que le correspondió el número 6.751-10 de Salamanca.
 
 
El Permiso de Investigación “EL VAQUERIL” se solicitó sobre una superficie de 158 cuadrículas mineras, localizadas en los términos municipales de Boada, Buenamadre, El Cubo de Don Sancho y Villares de Yeltes, en la provincia de Salamanca, y definidas por las siguientes coordenadas referidas al Meridiano de GREENWICH:


Vértices: Longitud  -  Latitud
 
Pp     6º 20' 20" W    40º 53' 00" N
P1    6º 16' 40" W    40º 53' 00" N
P2    6º 16' 40" W    40º 52' 40" N
P3    6º 16' 20" W    40º 52' 40" N
P4    6º 16' 20" W    40º 52' 20" N
P5    6º 15' 40" W    40º 52' 20" N
P6    6º 15' 40" W    40º 52' 00" N
P7    6º 14' 40" W    40º 52' 00" N
P8    6º 14' 40" W    40º 50' 00" N
P9    6º 20' 40" W    40º 50' 00" N
P10    6º 20' 40" W    40º 49' 40" N
P11    6º 21' 40" W    40º 49' 40" N
P12     6º 21' 40" W    40º 51' 20" N
P13    6º 20' 20" W    40º 51' 20" N

Minera del Río Alagón, S.L. depositó ante el Servicio Territorial de Industria, Comercio y Turismo de la Junta de Castilla y León la cantidad de 12.521,00 euros, las tasas de tramitación.
 
 
 



 


 

5 de julio de 2018

EL PLENO DEL AYUNTAMIENTO DE SALAMANCA HABLARÁ DEL GRAN PREMIO "BERKELEY MINERA"

LA POLÉMICA VUELTA CICLISTA A SALAMANCA "GRAN PREMIO BERKELEY MINERA" llega mañana viernes 06 de julio al pleno municipal del Ayuntamiento de Salamanca.

EL GRUPO MUNICIPAL DEL AYUNTAMIENTO DE SALAMANCA  "GANEMOS" PREGUTARÁ Y SOLICITARÁ  QUE EL AYUNTAMIENTO DE SALAMANCA NO PATROCINE NI PERMITA LA CELEBRACIÓN DE NINGUNA ETAPA DEL "GRAN PREMIO BERKELEY MINERA ESPAÑA-VUELTA CICLISTA A SALAMANCA".
 
Concejales de GANEMOS en el ayuntamiento de Salamanca: Virginia Carrera, Gabriel de la Mora, Pilar Moreno y Gabriel Risco.
 
Durante 46 años la Diputación de Salamanca organizó la vuelta ciclista a Salamanca, hasta su desaparición en 2011 por falta de apoyos económicos.
 
En Enero de 2018 el club ciclista PROMESAL anunció que estaba interesado en relanzar la vuelta para celebrarla entre el 23 y 25 de agosto, cosa que paracía positiva para el deporte base de nuestra ciudad.
 
La problemática surge cuando el 20 de junio PROMESAL anuncia el acuerdo con BERKELEY MINERA ESPAÑA S.L. y la prueba se llamará GRAN PREMIO BERKELEY-VUELTA CICLISTA A SALAMANCA.
 
A tenor de la foto, da la impresión que solamente interesa
BERKELEY MINERA. ´¿Dónde está el ciclismo y Salamanca?
No puede ser que este ayuntamiento ponga dinero e imagen para una prueba que solo sirve para limpiar el nombre de una empresa que quiere hundir económica y sanitariamente nuestra tierra y además colaboremos con dinero público.
 
Queremos recordar que el ayuntamiento rechazó el Proyecto Salamanca, en los plenos de junio y octubre , por lo tanto, creemos que si re rechaza el proyecto, también se debe rechazar la colaboración con esta empresa en cualquier otra actividad, y evitar la cesión de espacios públicos que además provoca gastos y problemas para la ciudad, como son los cortes de tráfico y la movilización de la policía local.
 
PREGUNTAS Y RUEGOS.
 
Que no se permita la celebración de ninguna etapa en Salamanca.
 
Que el Ayuntamiento no colabore económicamente, ni de ninguna otra manera, con dicha organización, mientras lleve el patrocinio de Berkeley Minera España S.L.